Estás Leyendo
El vino entre los mitos griegos

El vino entre los mitos griegos

el-vino-en-la-antigua-grecia-tiene-dos-aspectos-opuestos

El vino como elemento litúrgico entre los griegos

El vino. Entre los artículos que le dedicamos a la Biblia cristiana, advertíamos una dualidad en el tratamiento del vino, dentro de unos de los libros fundamentales de nuestra tradición cultural. Esa misma dualidad, sin embargo, la hallamos en otra de las grandes cunas de nuestra cultura, la del mundo griego, el mundo donde se produce el nacimiento de la filosofía, y también de la literatura tal como la conocemos.

Por dualidad entendemos su tratamiento doble, según los efectos que produce: bien concentra los sentidos humanos en los valores superiores, bien los desencadena y hace del hombre, un pelele en manos del destino. Así lo reflejamos al hablar del vino en las Sagradas Escrituras. Pues bien, esta misma mirada escindida hallamos ya, en la obra que, por antonomasia, da nacimiento a la literatura griega, y por ende, a la nuestra: la Odisea de Homero.

La cuna de la literatura griega

La Odisea podría ser el equivalente de la Biblia en la raíz griega de nuestra cultura, aun cuando hay que prevenir, sobre las múltiples influencias mutuas, que se dieron entre las dos tradiciones, como veíamos, por ejemplo, al hablar sobre el Libro del Apocalipsis.

Incluso, tienen similitudes en cuánto a los orígenes míticos y difusos, hundidos en la niebla de los siglos, que en ambos libros encontramos. La atribución de este soberbio poema épico a un solo autor, es otra divergencia. Este Homero que aparece en diversas citas de la literatura anterior al período clásico, es hoy muy cuestionada. Tampoco tenemos certezas sobre la fecha en que se vertió a la escritura (abriéndose un amplio abanico entre los siglos IX y VII a C). Pero sí sabemos que procede de la tradición oral anterior.

El vino en la liturgia

el-vino-en-la-antigua-grecia-tiene-dos-aspectos-opuestos

En la Odisea hallamos el tratamiento del vino como elemento sacramental, esto es, dentro de los actos que conectan al hombre con los dioses. Porque, hay que puntualizar que, en los tiempos homéricos estamos muy lejos de un concepto profano de la existencia, aunque para un cristiano todo lo que no parte de su Biblia, a menudo ha sido tratado así. Dentro de los 24 cantos en que se divide el poema, hallamos referencias al vino dentro de la celebración de los hechos favorables a los héroes, que son agradecidos con su consumo en honor a los dioses. De hecho, con un trasfondo sacrificial, que nos acerca de forma evidente al tratamiento del vino que se da en la Eucaristía de los Evangelios, como veíamos al tratar este tema.

Protección de los Dioses

La libación del vino se nos presenta así en los rituales que, o bien imploran la protección de los dioses al emprender un viaje, o bien les agradecen su feliz desenlace. Así, en el pasaje en que los feacios despiden a Odiseo en su final y decisivo retorno a su patria, Ítaca:

Así habló, y Pontónoo mezcló el vino que alegra el corazón y se lo repartió a todos, uno tras otro. Y libaron desde sus mismos asientos en honor de los dioses felices, los que poseen el ancho cielo. (XIII, 53-56)

Ver También
Satis-Dei-es-un-vino-cultural-que-nace-de-la-union-entre-pintura-y-enologia
Satis Dei es un vino cultural

Telémaco, el hijo del héroe, guarda su mejor vino para la vuelta de su padre a casa. Un regreso que ya casi nadie espera, pasados veinte años de su marcha:

También había allí dispuestas en fila, junto a la pared, tinajas de añejo vino sabroso que contenían sin mezcla la divina bebida, por si alguna vez volvía a casa Odiseo, después de sufrir dolores sin cuento. (II, 340-343)

Que sea una terrible venganza, en la que corre la sangre a espuertas, lo que concluya el poema, en lugar de la bebida tan celosamente guardada, no deja de mostrar el carácter trascendente del vino entre los mitos griegos.

Ver Comentarios

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

© 2020 Wine & Grapes News. All Rights Reserved.